Política
Turismo en 2011

Nacho y Mora, pareja en el trabajo y en la vida, rodeados de desmanejos, mujeres, Whisky y más: ¿un hijo?

Nacho en su debut como funcionario. Los que lo conocieron lo veían mandar a armar las estructuras para los eventos de noche (su día para él) con teléfono en mano y a los gritos, "dueño" del mundo. Prepotencia le sobraba.
Mora de elite, en épocas en que era funcionaria "de segunda" en Turismo.
Mora y Caetano, el hijo que la vincula a Nacho Saife.
Mora Dicembrino en la actualidad.
Saife en la actualidad, lejos ya de Mora.

2011… Allá cuando las aguas eran mansas y calmas y las cosas sucedían igual en la maravillosa provincia del Chaco, pero no se sabían tanto, un joven con portación de uno de los apellidos más conocidos en estas tierras, desde el PRO, que apenas asomaba sus colores en el país, se sumaba a la gestión peronista provincial.

Este jovencito fue nombrado titular en el cargo del flamante Instituto de Turismo de la provincia. Estamos hablando del licenciado José  Ignacio Saife, Nachín para los conocidos y junto a él aparece una figurita nueva, muy refinada y culta, licenciada Mora Dicembrino.

La flamante cartera de Turismo estaba a cargo de estos dos jovencitos, y que como en toda dupla uno hace más que el otro, y en este caso la que se “mataba” trabajando era Mora y quien llegaba a la oficina, si llegaba, trasnochado y en estado deplorable era Nachito.

El Instituto de Turismo recién estaba desplegando sus alas y lógicamente necesitaban más presupuesto... Así fue que se comenzó, por órdenes supremas, a generar desde el Ministerio de Educación la búsqueda de programas para agenciarse de fondos para este rubro.

Ariel Bottini, un muchacho que se ganó, a fuerza de compinchismo y amigo de correrías de Saife, un lugar impensado para él, era quien, en ausencia de Nacho daba las órdenes en Turismo.

Más de un lío se armaba porque eran conocidos Saife y su amigo por los derroches de las arcas públicas en fiestas privadas que incluían señoritas no solo locales, sino dándole un poco más de vuelo a nivel Buenos Aires que concurrían a las juergas de los chaqueños, para despuntar luego la representación de algún desfile o promotoras de algún destino "exótico" para vacacionar en Chaco.

Otra persona que se suma a las huestes de Nachito es Patricia Petray quien tiene un gran contrapunto con la figura de Mora... ¿celos entre las chicas de Saife?

En ese año se lanza una línea para la promoción del Turismo a través de una convocatoria del COFECYT (Consejo Federal de Ciencia y Tecnología) y desde la Cartera de Ciencia y Tecnología piden que se articulen acciones con el Instituto de Turismo, dándoles prioridad a ellos para todo desembolso.

Él hace el llamado pertinente y es Mora quien acude a las oficinas del Puerto Barranqueras. Se convoca desde la Secretaría a muchas personas vinculadas a la caza y la pesca y a turismo aventura interesadas a que presenten sus pliegos sobre que podían ofrecer de innovador ya que la inversión de COFECYT era millonaria.

Hecho esto, a los pocos días llaman de manera aislada estas personas todas aduciendo lo mismo, que habían llevado las propuestas a Turismo y fueron destratados y por poco echados a la calle por  Bottini siguiendo órdenes del furioso Nacho que estaba, según habían comentado, muy fuera de órbita, como enrarecido…

Había un plazo para las convocatorias y elevar los proyectos, hubo buena convocatoria y para no pasar nuevamente papelones con Turismo directamente se trataba con Mora Dicembrino ya que Petray decidió hacer la vista gorda y apañaba los desmanejos financieros de la dupla Saife-Bottini.

Sobre la adjudicación de los proyectos que habían resultado favorecidos con la imparcialidad de selección que se garantizaba desde Ciencia y Tecnología, pese a los embates de Felipe Stacul hoy Director General de esa cartera y "Henry" Lugo que querían llevar agua para su molino ($$$), se lleva a cabo la notificación a Turismo.

Mora Dicembrino lo da a conocer, obviamente para organizar prensa para los proyectos por venir para esta cartera que tanta presión de desembolso ejercía dado los gastos del niño rico y sus gustos que debía cubrir

A los pocos días llega una Mora Dicembrino llorosa, maltratada psicológicamente, en un punto de quiebre porque siguiendo órdenes de Nacho ese dinero se gastaría discrecionalmente en Turismo “sin adjudicárselo a los emprendedores”. Estamos hablando de, por aquel entonces, más de 6 millones de pesos para 3 proyectos. Mora buscaba consejos de cómo hacía para seguir las órdenes de su “jefe” sin quedar escrachada en el medio. Cuando se va a tratar de hacerlo razonar a Saife fue imposible, mediaron gritos insultos empujones; un Saife fuera de sí enajenado y suavemente perfumado a Whisky...

Un par de días después Mora nuevamente quebrada psicológica y anímicamente confiesa en su círculo íntimo que a pesar de estar de hacia un buen tiempo en pareja con un señor, había incurrido en infidelidades nada más ni nada menos que con su “jefe” Nachito, claro ahí está porque se había pacificado la fiera, pero él le exigía tener relaciones “sin protección”, cosa arriesgada teniendo en cuenta el pedigree de las aventuras de Nachín con "problemitas intrusivos" que debieron ser solucionados bajo el mayor posible de los secretos en las instituciones clínicas, pero lo “más grave” que maltrataba a Mora.

Es que ella se había “enganchado” sentimentalmente con Nacho, creía que lo podía "rescatar" o estaba esperando un hijo suyo. Esta noticia le valió a Mora el "destierro" de Turismo, los maltratos irreproducibles de Nacho y sus amenazas de desmentirla a toda costa. Así Mora Dicembrino es desvinculada de Turismo, y la primera entrega del botín de proyectos queda para los “gastos discrecionales de fiestas y afines” de Nachito y Bottini, su secuaz. Y por supuesto, dejan de "garpe" a los emprendedores de Turismo, se la patinan toda y Mora comunica a su pareja que van a “ser padres”, ya que Nacho negaba su paternidad. Es hasta el día de hoy que lo hace, y no quería vínculo alguno con Mora ni la criatura en camino…

Lectores: 3148

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: