Interior
La Tigra

La intendenta Sánchez y su hija deberán devolver dinero "mal cobrado"

  • El revés del Tribunal de Cuentas se conoció en febrero del año pasado, dos años después de que Sánchez le otorgó a su hija la función de administrar la caja municipal.
    Foto 1 de 3
  • El Tribunal de Cuentas marca que Alba Sánchez avasalló derechos del personal permanente de la municipalidad.
    Foto 2 de 3
  • Alba Sánchez nombró a su hija secretaria de Gobierno y tesorera y además le dio un 20 por ciento de aumento en su salario. El Tribunal de Cuentas lo objetó.
    Foto 3 de 3

El Tribunal de Cuentas le dio un sopapo a la intendenta peppista de La Tigra, Alba Sánchez, que designó a su hija en el gabinete municipal con un regalito: un aumento de un 20 por ciento en su sueldo de secretaria de Gobierno, un cargo que vino “inventado” por una supuesta renuncia por motivos personales.

Sin embargo, Sánchez nunca se imaginó que su jugada le iba a salir mal. Es que la víctima, Adrián Pinatti, llevó el caso al organismo de contralor en diciembre de 2017 y ahora le dan la razón.

La intendenta nombró hace dos años a su hija, tras la renuncia del entonces secretario de Gobierno, “por supuestas irregularidades” y peleas con Alba Sánchez.

En su lugar asumió, con un regalito, su hija Johana Borda. Madre e hija aumentaron un 20 por ciento el sueldo del cargo de secretario de Gobierno por asignarle “funciones de tesorero”, o sea ser el custodio del dinero municipal.

Con esta nueva función que tiene la Secretaría de Gobierno, la hija de la intendenta podía disponer libremente de manejar la caja y los cheques municipales. Esto llevo a que el Tribunal de Cuentas intervenga y concluyó tras el análisis legal que Johana Borda “no puede cobrar ese 20 por ciento de aumento de sueldo que le dio su mamá por ser tesorera, por lo que deberá devolver el dinero mal cobrado”.

La Resolución 347/17 es la que el Tribunal de Cuentas cuestiona porque por medio de la misma la intendenta designó su hija y le aumentó el sueldo porque le encomendó que maneje la plata de la tesorería municipal (cargo que debe ocupar un personal de planta) y la caja chica.

Esto quiere decir que Borda debe tener entre sus funciones las políticas de Gobierno y no la de manejar dinero, observación que deja bien en claro el Tribunal de Cuentas en el expediente 402.29.234-E y que el pasado 19 de febrero concluyó en las irregularidades en las que habían caído Sánchez y su hija, dice Pedro Agú, fiscal relator subrogante del Tribunal de Cuentas.

La intendenta Sánchez avasalló los derechos del personal de planta capacitado para ejercer ese cargo, según la estructura municipal de acuerdo a la legislación vigente. Ahora, su hija deberá devolver todo el dinero que mal cobró.

Lectores: 445

Envianos tu comentario