Judiciales y Policiales
Su amigo, el penitenciario Wuillener lo mató

El lugar donde encontraron sin vida a Punchi Molina

  • Moto motomel que secuestró la Policía en la escena del crimen.
    Foto 1 de 3
  • Celular de Punchi Molina quien después de recibir un disparo quedó tirado en una zanja.
    Foto 2 de 3
  • Vainas servidas en el lugar en el que el agente penitenciario mató a su amigo. Él no tenía una arma reglamentaria.
    Foto 3 de 3

Tal lo publicó NOVA, Ricardo Molina (Punchi) fue encontrado sin vida este domingo en Fontana. Lo mató por una supuesta infidelidad su amigo el agente penitenciario con causas por narcotráfico Gabriel Ricardo Alberto Wuillener.

NOVA pudo saber que el penitenciario Wuillener, luego de asesinar a su amigo lo dejó tirado en una zanja del barrio José Hernández de Fontana.

https://t.co/E40MJP2WM4

">

Allí la Policía encontró una moto Motomel y se secuestró celulares y vainas servidas de 9 milímetros.

El parte policial oficial indica que el asesinato tuvo lugar a las 0.30 sobre calle Río Negro 1050 estimativamente, allí estaba herido de arma de fuego Punchi. Este joven vivía en el barrio 222 de Fontana.

Punchi fue trasladado al hospital “Luis Fleitas” de Fontana donde fue examinado por el doctor Javier Cerezo quien confirmó el deceso por “herida de arma de fuego en tórax lado izquierdo”.

El fiscal que tomó intervención en este caso fue el doctor Roberto Villalba, quien acudió a la escena del crimen junto al ayudante fiscal Juan Bejarano, personal de Gabinete Científico a cargo de la licenciada Vanesa Jojot, quienes se abocaron a las tareas específicas secuestrado cuatros vainas servidas calibre 9 milímetros y un teléfono celular, perteneciente al joven asesinado.

De declaraciones de testigo se supo que el sindicato como autor del hecho sería agente penitenciario, que no posee arma reglamentaria, el ciudadano Gabriel Wuillener, con domicilio en el mismo barrio y quien fue detenido de inmediato y trasladado a la comisaría de La Escondida.

Asimismo, el fiscal tomó declaración a cuatro testigos, tres hombres y una mujer.

Lectores: 1869

Envianos tu comentario